Abdennur Prado

Generalidades, consultas, sugerencias, dudas...
Responder
Avatar de Usuario
Gorka Arellano
--------------------
Mensajes: 11281
Registrado: 20/Ago/2012 20:48
Ubicación: Navarra (España)
Contactar:

Abdennur Prado

Mensaje por Gorka Arellano » 19/Dic/2013 13:09

Abdennur Prado:
Yo siempre pensé que un haiku era un poema, que los japoneses no tenían tiempo. Pensé que estas formas fugaces daban cuenta de una forma de ser, de un mundo de fatigas imperiales. La convivencia con estas mariposas ha roto esta certeza: un haiku no es un poema. No lo es, en el sentido de que entre las mariposas no he podido sentir ni un solo resto de literatura, ese "arte que emplea como instrumento la palabra" (Diccionario de la Lengua Española)....
La literatura espejea el mundo, es un reflejo de la realidad hecha obra de arte. Y el arte es artificio, destreza, habilidad, oficio. El literato centra su habilidad en la palabra, y perpetúa así el dominio que la palabra ejerce sobre los objetos. Sin embargo, el haiku representa justo lo inverso a esta operación que llamamos "literatuta". Arranca los objetos de las palabras y los devuelve al mundo. No es arte hecho de palabras, sino de imágenes. Ni siquiera eso, sino de cosas. En el haiku no hay nada más que cosas. Al eliminar del texto la palabras, se elimina toda posibilidad de engaño. No hay lugar en el haiku para la mentira, para la idiosincrasia del poeta. No hay lugar para imágenes mentales, para el arte de la combinatoria. El autor de haiku no crea nada, no pone en juego su imaginación, no es un literato. Ante el haiku, es difícil hablar siquiera de una autoría, en el sentido occidental. El autor de haiku ha logrado su objetivo en la medida que ha evitado inmiscuirse entre el mundo objetual y la sensación pura que genera. Para lograr eso, hay que tener una gran atención para con las cosas, y un gran desapego hacia las palabras. ¿Cómo va a ser un haiku literatura, si el haiku no permite a las palabras decir nada más que aquello que designan?

Extraído del libro: Haikus japoneses de vuelo mágico.
No es el universo el que necesita mejora, sino su modo de mirar
Sri Nisargadatta Maharaj

Responder